salas pequeñas

Cómo decorar una sala pequeña

Tener una sala pequeña es cada vez más común. La vida en la ciudad y las nuevas tendencias en infraestructura inmobiliaria han hecho que los espacios para habitar sean cada vez más reducidos. Además, los altos costos que genera comprar una casa hace que las personas opten por departamentos que suelen no ser tan espaciosos.

¿Tienes una sala pequeña y no sabes cómo decorarla? Has llegado al lugar correcto. Te diremos cómo decorar una sala pequeña para optimizar espacio y hacer que luzca más grande. 

1.- Optimiza la sala de acuerdo con su uso 

Lo primero que debes hacer es identificar el uso que le darás a la sala pequeña para así hacer la selección apropiada de muebles y ubicarlos en la posición correcta. 

Si la sala tiene como objetivo ser un espacio para recibir visitas y pasar un buen rato debes crear un espacio acogedor. Recomendamos que los sillones estén colocados de tal manera que la comunicación entre las personas sea posible.

Verifica que los sillones estén frente a frente y que ningún otro mueble se atraviese e impida una plática agradable. Coloca al centro una mesa pequeña y déjala siempre vacía. La idea es que coloques ahí los alimentos o las bebidas para disfrutar de la plática.

Si la sala tiene una función más familiar y será centro de entretenimiento, privilegia la posición del televisor. Con el fin de evitar quitar más espacio del necesario adquiere una base para colocar el televisor en la pared.

Te recomendamos también adquirir un par de repisas para poner las bocinas o cualquier otro elemento que consideres pertinente. 

En este caso, como la función de la sala pequeña es más casual, los muebles deben ver hacia la tele. Para ahorrar espacio recomendamos un sillón de una sola pieza que permita hasta 3 personas sentadas o una sala modular

2. Convierte una sala pequeña en un espacio amplio 

Suena a magia y casi lo es. Para convertir una sala pequeña en un espacio amplio hay que aplicar una serie de trucos que generan ilusiones ópticas. No te preocupes, ¡aquí te revelaremos todo!

  • Espejos: un espejo grande, pero que no abarque toda la pared creará una sensación de amplitud. Será muy importante que verifiques que el reflejo sean los sillones o la sala completa y no un librero o algo que tape la vista. 
  • Repisas: coloca repisas (no muchas) para tener lo necesario a la mano o con artículos de decoración. No llenes la repisa de numerosos elementos para que no luzca saturado y aparente que no tienes espacio. 
salas pequeñas
  • Cortinas: si hay una ventana en tu sala utiliza una cortina con una tela que sea de un color alegre y permita el paso de la luz. Evita a toda costa aquellas telas que son tan sólidas que no dejan que sientas los rayos del sol o te sentirás encerrado.
  • Lámparas: si no hay una ventana en tu sala tendrás que traer a tu espacio una luz artificial. Busca una lámpara de piso que pueda iluminar el espacio. 
  • Color: las paredes y el techo deben tener colores luminosos o fríos para dar sensación de amplitud y potenciar la luz del espacio. Se recomienda el turquesa, azul y blanco.  

3.-Espacios mixtos 

Si la sala pequeña se mezcla con el comedor puedes utilizar una alfombra que permita delimitar el espacio. Otra opción es escoger un color para los muebles de la sala y otro para los del comedor. 

En caso de que las alfombras no sean tus favoritas, también puedes colocar una planta grande que divida  la sala del comedor. Apuesta por los colores neutros y suaves para los muebles, así le darás un estilo minimalista a tu hogar. 

Los muebles multifuncionales se convertirán en tus aliados, ya que como tienen más de un uso le darán mayor amplitud a cualquier espacio del hogar. Además, hará que la sala se vea más moderna.

Debemos mencionar los cuadros para decorar, evita uno que ocupe toda la pared y opta por los que son más pequeños, pero llamativos. 

Lo más importante para saber cómo decorar una sala pequeña es recordar que debes evitar a toda costa la decoración exagerada. Esperamos que con estos tips tu sala pequeña se convierta en un acogedor y extraordinario espacio.